Oficialmente sin “Fútbol para todos”

Dejó de regir en 2017 la participación en calidad de de inversionista del Estado en los derechos de TV de los partidos de Primera División. Mientras se negocia con varios grupos empresarios, las arcas están vacías en AFA. Internas. ¿Habrá resarcimiento?

Por Federico Jelic

2017-01-01-fútbolFin de una era en AFA. De la más polémica, con puntos de vista discordantes y con consecuencias que aún se están pagando o mejor dicho, que seguirán teniendo influencias en las arcas de los clubes. El Estado Nacional decidió romper hace meses el contrato con la calle Viamonte con los derechos de televisación de los partidos de Primera División y B Nacional, ruptura que empezó a regir desde el primer día de enero y todo es intriga. “Futbol para todos”, criatura en tiempos de kirchnerismo, dejó de existir formalmente.

¿Y ahora? Mientras el Estado y AFA mediante su comisión Normalizadora intentan buscar nuevos oferentes e inversores, la cartera del ente madre del fútbol argentino luce vacía. Y por ende, con todos los problemas que viene arrastrando desde su intervención, otra vez hay amenaza de huelgas por parte de los clubes que no llegan a cubrir sus costos operativos, lo que hace presagiar conflictos en este 2017 que acaba de nacer.

Fin de la pantalla abierta



Armando Pérez, quien comparte funciones como presidente de Belgrano y también al frente del Comité Regularizador, confirmó la ruptura del convenio entre el gobierno nacional y AFA, disipando a aquellos rumores que indicaban la opción de que hubiera una prórroga por seis meses más. Pero la cuestión es que no hay una moneda.

Allá en 2009 cuando empezó “Fútbol para todos”, cuando el kirchnerismo se lo expropió a Torneos y Competencias, en función de que los partidos se pudieran apreciar por pantalla abierta, ya se presumían algunas consecuencias. Sobre todo económicas, porque el aumento era sideral, superando los mil millones de pesos (número superior si se entiende que los costos de producción eran casi de la misma proporción), pero con la consigna de que los clubes pudieran sanear sus cuentas y demostrar responsabilidad en la administración. Pero el reparto del dinero también fue desigual entre grandes y chicos, más sobre todo cuando antes de morir, el presidente perpetuo de AFA Julio Grondona diseñó ese esperpento de torneo de 30 equipos.

La cuestión es que año a año la plata para “Fútbol para todos” crecía en un 30 por ciento y lejos de ser una solución para las finanzas de las instituciones, se convirtió en una trinchera política del oficialismo. La imagen Cristina Fernández de Kirchner inundaba los “cortes comerciales”, con políticas de gobierno y también ataques contra la oposición. De proyecto inicial, nada.

Ahora, sin la “protección” estatal, todo se desmoronó como un castillo de cartas. Los clubes nunca aprendieron la lección. Y la excusa de llegar a todos los rincones del país, para ver un River-Boca o un Sarmiento-Banfield, quedó postergada por las ambiciones políticas.

Tinelli ataca

Marcelo Tinelli, vicepresidente de San Lorenzo y eterno aspirante a la conducción de AFA,  atacó con una catarata de tweets las medidas del gobierno actual, tras la renuncia del ministro de Hacienda  y Finanzas, Alfonso Prat-Gay, entendiendo que la necesidad de recortar costos por parte del Estado afectaría decididamente al fútbol argentino, y que no habría fondos para licuar las deudas existentes.

Visiblemente molesto, criticó las desconfianzas de las auditorías y eso terminó de ampliar la grieta. Señaló al Gobierno como único responsable de la delicada situación de las entidades. “No puede ser que los clubes no tengan plata ni para comprar un pan dulce. Nos pedían el estatuto, nos pedían de todo, y no nos dan nada a cambio. Los clubes están en la lona y no pueden pagarle ni a sus empleados», finalizó la reunión Tinelli frente a varios testigos en la reunión en Casa Rosada con el Comité Ejecutivo.

Por twitter, se despachó de los lindo, sin anestesia. “Basta de decir desde el Gobierno que los dirigentes del fútbol son chorros. Eso es una mentira», disparó. “El Gobierno decide unilateralmente la rescisión de FPT. Ahora para pagar exige un plan de regularización de deudas de los clubes. Va a exigir certificados de vacunación antivariólica de los presidentes de clubes. Seguramente en el fútbol como en la política hay gente deshonesta, pero la función social y deportiva de los clubes es maravillosa. Y somos una gran mayoría los dirigentes honestos que ponemos dinero de nuestro bolsillo para mantener a nuestros clubes y ayudar socialmente. Es muy injusto para los clubes de fútbol que mantienen miles de familias en nuestro país estar pasando esta situación de asfixia El Gobierno debe abonar en forma urgente la rescisión acordada en la última reunión, y la CN de #afa abonar a los clubes lo adeudado».

¿Sabe usted de cuánto podría ser esa mentada reparación económica de la que se está hablando para cerrar los balances de “Fútbol para Todos”?  Apenas 1050 millones de pesos resarcimiento.

¿Turner o quién?

Mientras los clubes brindaron para Navidad y Año Nuevo deseando un mejor bienestar, en AFA no había ni para garrapiñada ni ananá fizz. Por eso se apuró el simbólico “Decreto de necesidad y urgencia” en función de captar oferentes interesados en abonar el canon por temporada del fútbol argentino.  ¿Ted Turner y la CNN? Una alternativa. Fernando Marín, productor general del programa que posee los derechos del fútbol, manifestó haber tenido reuniones en ese sentido. «Estamos trabajando con ciertas ofertas. La más importante que tenemos es de 2.200 millones». Pérez aceptó que «tenemos alguna idea» de cuánto vale el producto y reconoció: «Hicimos una contraoferta de 3.500 millones de pesos, eso creemos que vale el fútbol hoy», dijo Pérez, con la anuencia de Marín, claro está.

El Estado siempre estará…

Lo cierto que más allá de la privatización del fútbol, el Gobierno Nacional siempre está cerca. Ocurre desde principio del siglo pasado. Valentín Suárez, presidente de AFA en los ’50  e interventor en los ‘60, fue inteligente y cauto al anunciar que “El Estado Nacional nunca va a abandonar al Fútbol Argentino” y vaya si tenía razón. Un visionario, 70 años atrás, ya entendía de qué se trataba este negocio. A pesar de que hoy la necesidad obliga a buscar dividendos afuera con el sistema neoliberal, nunca la política estará lejos de la pelota…



Dejar respuesta