UNC: comisión pasa la posta de la reforma política a Consejo Superior

La comisión concluyó su análisis esta semana y presentará las conclusiones ante los miembros del Consejo Superior.



consejo-superiorLa comisión ad-hoc que analizó los proyectos de reforma política de la UNC concluyó esta semana su trabajo, tras desmenuzar cada uno de las propuestas que se presentaron en las últimas semanas.
Ahora, será trabajo de los miembros del Consejo Superior poder comparar cada una de las alternativas, las cuáles serán divulgadas a través de internet por la propia universidad.

Composición diversa

La comisión que analizó los proyectos en cuestión estuvo conformada por 15 miembros, repartidos entre los cuatro claustros. Los docentes tuvieron la mayor cuota, con siete miembros distribuidos entre el oficialismo, el bloque kirchnerista y el grupo Avanzar. Entre titulares y suplentes, se logró incluir a profesores de la mayoría de las unidades académicas, incluyendo a algunos decanos y vicedecanos.
Los estudiantes estuvieron representados por cinco miembros, que incluyeron a los cuatro bloques que hoy tienen representación en el Consejo Superior: Franja Morada, La Bisagra, Movimiento Sur y La Mella.
El resto de la comisión estuvo conformado por dos graduados (uno por cada una de las bancadas del Consejo Superior, el oficialismo y la oposición kirchnerista) y un no docente (que representa a la conducción de la Gremial San Martín).

Proyectos analizados
El rector de la UNC, Hugo Juri, presentó ante la comisión un proyecto con múltiples variantes, abarcando distintas posibilidades por las cuáles se podría asignar diferentes pesos proporcionales a los cuatro claustros (docentes, no docentes, graduados y estudiantes) y a las quince Facultades que conforman la Casa de Trejo.
Esto incluyó la “ponderación simple”, que otorga el mismo valor a todos los miembros de un mismo claustro, la “ponderación doble”, que asigna distintos valores a los miembros de un mismo claustro de acuerdo a la unidad académica donde desempeñan su función, y un “sistema mixto”, que modera las desigualdades de la “doble” sin eliminarlas.
Por su parte, la decana de Famaf, Mirta Iriondo, presentó un proyecto que solo se enfoca en la “ponderación doble” y la decana de Psicología, Claudia Torcomián, hizo lo propio con un “sistema mixto”.
Además, los estudiantes de Franja Morada y los consiliarios no docentes presentaron sendas propuestas que, con el modelo de “ponderación simple”, cambian las actuales proporciones que tiene cada claustro en la elección. Lo mismo hicieron los estudiantes de La Bisagra y de La Mella, con dos proyectos de “ponderación doble” y cambios para los claustros.
Además, el exconsiliariotamaritista Leandro Cagliero, profesor de Famaf, propuso que la elección directa sólo se aplique para las elecciones de decanos, pero no así en la elección de rector, el que continuaría eligiéndose a través de los consejeros en la Asamblea Universitaria.

Otras modificaciones
Además de modificar la forma en la que se eligen los decanos y el rector, la UNC también discutirá la participación de representantes de la comunidad en el Consejo Superior. Esto se produciría a través de la institucionalización del actual Consejo Social Consultivo, al que se le daría rango estatutario.
Además de sus funciones, composición e integración, la Asamblea Universitaria definiría un mecanismo de interacción entre los miembros del Consejo Social Consultivo y los del Consejo Superior.
Por otra parte, la Asamblea Universitaria discutirá la integración de representantes de los establecimientos preuniversitarios (Colegio Nacional de Monserrat y Escuela Superior de Comercio Manuel Belgrano) en el Consejo Superior, añejo anhelo de sus comunidades.



Dejar respuesta