Nunca más… ¿qué?

La semana pasada, la promoción 97 del Colegio Militar de la Nación rindió un homenaje a tres miembros del Ejército, que enfrentaron a la guerrilla.

Por Gonzalo Neidal
[email protected]

2016-10-18_malvinasLa adhesión al Nunca Más es masiva y ampliamente mayoritaria en la conciencia y en la voluntad de los argentinos. Es cierto. Ese Nunca Más se refiere a los crímenes de estado, al secuestro, ejecución y desaparición de ciudadanos, algunos comprometidos y otros no, con la lucha guerrillera contra los gobiernos de las dictaduras militares y los de Juan Perón y María Estela Martínez. Y ese Nunca Más se extiende al terrorismo guerrillero. Expresa una decisión de no aceptar la violencia en ninguna de sus formas: ni la violencia presuntamente redentora ni la violencia represiva.
Pero hay un aspecto acerca del cual no podemos poner un punto final: es el que se refiere a la discusión de los hechos violentos de los años setenta. Por muchos años más seguiremos discutiendo acerca de responsabilidades, legitimidades, terrorismo, “dos demonios” y otros temas vinculados a esa sangrienta década.
La semana pasada, la promoción 97 del Colegio Militar de la Nación rindió un homenaje a tres miembros del Ejército, que enfrentaron a la guerrilla. Dos de ellos, murieron en Tucumán combatiendo contra el Ejército Revolucionario del Pueblo (ERP): Héctor Cáceres y Carlos María Casagrande. El otro homenajeado fue Emilio Guillermo Nani, veterano de Malvinas, que también enfrentó al grupo terrorista Todos por la Patria en La Tablada, año 1989. La placa, que aún no ha sido colocada, habla de “muertos y heridos en combate, combatiendo a la guerrilla marxista”. La polémica sigue abierta y así estará por largos años pues siempre habrá quienes miren la historia de ese tiempo desde uno u otro ángulo y, en consecuencia, la entiendan de manera muy distinta.
Durante la larga década kirchnerista tuvo primacía el punto de vista de los guerrilleros según la cual existieron demonios (los miembros de las FFAA) y luchadores idealistas (los integrantes de los grupos terroristas). El cambio habido en el poder hace previsible que ahora esa visión unilateral torne hacia un mayor equilibrio, hacia una versión más completa e integral de esos años de horror.
En tal sentido, durante los últimos años han surgido voces disonantes, algunas de las cuales provenían incluso de la izquierda. Héctor Ricardo Leis, Graciela Fernández Meijide, Juan Bautista Yofre, Ceferino Reato y varios más han contribuido a echar luz sobre ese tramo ominoso de nuestra historia, a la vez que desafiar la versión unilateral que se pretendió instalar durante los años del kirchnerismo.
De tal modo, el Nunca Más difícilmente alcance al debate. Siempre habrá más para discutir y nunca nos pondremos de acuerdo sobre cómo fueron aquellos años y de quienes fue la responsabilidad decisiva de tanta sangre.



Dejar respuesta