Carlos Paz: La Justicia ratificó que cayó el contrato de Coopi

Pero ordenó que la municipalización del servicio de agua sea aprobada por el Concejo.

avilesUna resolución judicial le concedió al intendente de Villa Carlos Paz, Esteban Avilés, un motivo para festejar, al ratificar que el contrato de la Coopi (Cooperativa Integral) para prestar el servicio de agua potable está vencido y que la Municipalidad es la titular del mismo.
Pero, al mismo tiempo, la Cámara declaró la nulidad de los artículos de un decreto del intendente que declaraban la municipalización: el tema debe ser aprobado por el Concejo Deliberante.
Aunque con un reto por no convocar al Concejo, Avilés recibió de la Cámara Contencioso Administrativa la buena noticia de que la Coopi ya no puede reclamar la vigencia de su contrato. Para el intendente, fue dar un paso adelante.
El contrato por el que se otorgaba la concesión del servicio a la Coopi fue aprobado en 1998 por diez años, y dos ordenanzas lo prorrogaron hasta 2009 y 2012. Desde entonces, la prestación del servicio es irregular.
“La ausencia de instrumento normativo alguno mediante el cual se hubiere prorrogado el contrato de concesión celebrado oportunamente entre las partes pone en evidencia la circunstancia objetiva –no controvertida- de que el plazo de la concesión –y sus prórrogas- se encuentra extinguido; y, como tal, puede ser declarado”, señala la resolución del camarista Leonardo Massimino.
Para el vocal que “no merece reproche” el artículo 1 del decreto 466, porque resuelve “hacer operativa la extinción y cese de pleno derecho a la concesión” del servicio de agua potable, concesionado a la Coopi “por cumplimiento y vencimiento del término de contratación”.
El camarista señaló que “el municipio es el único titular del servicio de agua potable y que, en ese carácter, puede prestar el servicio por sí o, en su caso, delegar la prestación a un tercero mediante la técnica de la concesión de servicio público”.
Pero remarcó que para “municipalizar” el servicio (es decir, para que el municipio asuma por sí la gestión del servicio), como lo pretendía el decreto 466/16, hay que cumplir previamente con el artículo 134 de la Carta Orgánica municipal, que exige la intervención del Consejo de Representantes y la aprobación de tal decisión mediante una ordenanza sancionada tras una doble lectura.
El vocal manifestó que hay que respetar “el paralelismo de las formas” que impera en derecho público, según el cual “si para el otorgamiento de una concesión de servicio público es necesario una ordenanza utilizando el mecanismo de la ‘doble lectura’, de igual modo, idéntico procedimiento debe cumplimentarse para el caso en el que el Municipio pretende asumir o tomar a su cargo la prestación del servicio de agua potable”.
“Nótese, además, que ambos supuestos -municipalización u otorgamiento de una concesión de servicio- están sujetos a las mismas mayorías a las que se refiere el art. 134, in fine, de la Carta Orgánica”, agregó la resolución.
La Cámara resaltó que, en este caso, el procedimiento de la “doble lectura” apunta a “dotar al trámite de la transferencia de la gestión del servicio público al municipio de la debida participación y deliberación ciudadanas”. Esto, hasta el punto de que, en un reciente pronunciamiento, la Corte Suprema de Justicia de la Nación puntualizó que “la participación de los interesados de manera previa a la toma de la decisión pública vinculada a la prestación de los servicios resulta un derecho operativo que resulta de manera directa del art. 42 de la Constitución Nacional”.

Repercusiones
En Villa Carlos Paz, todos festejaron: en la Municipalidad señalaron “la satisfacción del gobierno porque se ha dispuesto judicialmente que el vínculo con la Coopi por la concesión del servicio ha concluido. Se ha avalado que es atribución del Ejecutivo Municipal el disponer el fin del contrato y se consagró con absoluta claridad que la titularidad del servicio es del Municipio y no de la Coopi”. Y agregaron: “La Cámara ha dispuesto que el Concejo de Representantes deberá encargarse de la tarea de reglamentar, mediante Ordenanza, el procedimiento a seguir para que opere de manera definitiva el traspaso del servicio a la gestión exclusiva del Municipio”.
El abogado de la Coopi, Miguel Rodríguez Villafañe dijo a El Diario de Carlos Paz que “es un fallo muy importante que deja sin efecto el decreto del intendente. Una cosa es la titularidad del servicio y otra distinta es la prestación, para lo cual la Carta Orgánica deja en claro que para asumir un servicio público se necesita una Audiencia Pública y doble lectura con mayoría agravada en el Concejo de Representantes”.