Mestre responde a UPC: exige fondos de coparticipación

El responsable del Palacio 6 de Julio pidió al Gobierno una distribución equitativa de fondos nacionales.



ramon-mestreLa venganza es un plato que se come frío. El intendente Ramón Mestre prefirió hacer caso omiso a las fuertes críticas que lanzaron legisladores y concejales del Partido Justicialista de la Capital y dejó en manos de dirigentes partidarios la defensa. Cierto es que el responsable del Palacio 6 de Julio no suele ensuciarse las manos cuando su reputación se ve cuestionada por estadísticas o apreciaciones directas sobre su capacidad para gobernar el municipio.
No hace mucho, el radical utilizó un consejo bíblico que anima a poner la otra mejilla cuando somos objeto de ofensas. En aquella oportunidad, la esposa del Gobernador y funcionaria provincial, Alejandra Vigo, no dudó en asegurar que la administración del mestrismo fue “muy corrupta al comienzo”. Horas más tarde, Juan Schiaretti desautorizó a la exconcejala de Unión por Córdoba y firmó algunos convenios con el referente de la UCR local.
Hasta allí, nadie dudaba de las fisuras en el llamado pacto del Panal, una versión básicamente similar al acuerdo tácito suscripto entre el novel intendente Mestre y el entonces gobernador José Manuel de la Sota, luego de las elecciones de 2011. Algunas licencias se esperaban, a decir verdad. Se sabe que los intereses de Schiaretti y Mestre chocarán en poco tiempo si es que ninguno de ellos declina sus ambiciones por la titularidad del Poder Ejecutivo provincial desde 2019.
La batalla sería librada –como venía sucediendo- entre líderes partidarios a través de una guerra epistolar que Mestre y Schiaretti pretendían disimular con amplias sonrisas y devolución de gentilezas. Carlos Caserio, titular del PJ de Córdoba, respondió a las críticas de radicales por la transferencia del programa Paicor a las comunas y municipios. De paso, resaltó los niveles de desaprobación de la gestión de Mestre, según sondeos que el propio peronismo encargó y difundió.
Días después Mestre dejó entrever su descontento con la promesa de asfaltar un tramo de ruta provincial que atraviesa barrio Los Boulevares. Siguió el comunicado de dirigentes peronistas de la ciudad con el propósito de recordar el “salvataje” permanente del gobierno de la Provincia a la Municipalidad. La historia continúa con la respuesta radical.
Lo cierto es que hasta el momento, Mestre se había mostrado ajeno a la polémica. Las declaraciones realizadas ayer no pueden dejar de leerse en este marco. En diálogo con Cadena 3, el Intendente confirmó las sospechas de la mesa chica del Gobernador: el referente del foro de intendentes radicales exigió ayer a Schiaretti mayor equidad en la coparticipación de fondos federales.
Y le pidió, con cierta picardía, que no se adjudique como propias, obras que paga con partidas dispuestas por el Gobierno Nacional. “El Gobierno nacional encabezado por Mauricio Macri invirtió 40.000 millones de pesos en distintos proyectos y programas que se quieren captar la titularidad de los mismos”, disparó la cara visible de la alianza Cambiemos en Córdoba.
Un reclamo esperado, sobre todo desde que se suscribió la devolución del 15% de la coparticipación retenida a las provincias desde la década del ‘90. Varios peronistas deslizaban que Mestre y otros dirigentes comunales no tardarían en reactivar sus demandas por un incremento del goteo, en especial ante la concreción de un gesto político que no se esperaba por parte del poder central a juzgar por el monto de la quita a las provincias.
De hecho, bajo esa lupa radicales y peronistas interpretaron otra “reparación histórica” del Ejecutivo provincial al Palacio 6 de Julio. Se trató del reconocimiento de los gastos por los servicios de educación y salud de alta complejidad que presta el gobierno de la ciudad. El alivio a las cuentas de la Municipalidad pudo expresarse en cifras: 430 millones de pesos a pagar en ocho cuotas. La hipótesis que manejaban en El panal apuntaba a una moderación de Mestre en el reclamo que ayer se convirtió en noticia.
Con la demanda de socialización de partidas coparticipables que hizo Mestre es probable que se abra otro capítulo es las relaciones entre municipio y Provincia, de las que Schiaretti no podrá sustraerse por mucho tiempo.



Dejar respuesta