Frizza debuta de local como referente macrista

El intendente de Jesús María emerge como un referente provincial en el macrismo cordobés. El Festival de Doma y Folclore es el escenario en el buscará consolidar un lugar dentro de la primera línea del PRO.

Marcos 2016-01-07_FRIZZA_webLa temporada estival suele ser el momento elegido para el lanzamiento de dirigentes políticos. Mucho más cuando se tiene la oportunidad de jugar de local en uno de los eventos principales del verano cordobés como es el caso de Gabriel Frizza.

Hay pocas oportunidades como el Festival de Doma donde un referente pueda concentrar en su territorio a lo más granado de la dirigencia política nacional. Se espera que pasen por Jesús María nada menos que el presidente Mauricio Macri y el gobernador de Córdoba Juan Schiaretti más las figuras más importantes de sus respectivos equipos de gobierno.

Para Frizza es un momento ideal para consolidar un crecimiento político que viene experimentando desde hace algún tiempo. Fue uno de los primeros dirigentes cordobeses que se enrolaron detrás de la candidatura del jefe de gobierno porteño y desde ese momento vertebró lo que sus allegados definen como “una relación privilegiada” con el ahora titular del ejecutivo nacional.



Luego de la victoria en las elecciones nacionales, el jesusmariense se concentro en organizar territorialmente al incipiente macrismo provincial. La jugada perseguía varios objetivos. En primer lugar, constituirse en principal interlocutor de los intendentes afines al PRO ante el gobierno nacional y provincial. Por otro lado, buscaba contrapesar la influencia del poderoso foro de intendentes radicales al interior de la coalición Cambiemos.

La constitución de la  Comunidad de Municipios de la Provincia de Córdoba (Comupro) y la elección de Frizza como su titular fue el primer paso para lo que planean como su proyección provincial. Este nuevo foro absorbió el antiguo Femuncor que agrupaba a los jefes municipales del juecismo, partido de donde proviene el propio intendente de Jesús María. Este movimiento permitió presentar al nuevo agrupamiento como un espacio multipartidario. De hecho, dirigentes con diversas extracciones como Eduardo “Gato” Romero (Villa Allende), Gabriel Musso (Cosquín), Raúl Figueroa (Deán Funes), Carlos Borgiatino (Río Primero), Oscar Tamis (Oliva) y Oscar Fasolis (James Craik) lo integran.

El ente tiene representación territorial en 16 departamentos, a través de 32 jefes de gobiernos, entre intendentes y titulares de comunas. La elección de Pedro Dellarrosa, intendente de Marcos Juárez, como segundo al mando en el Comupro tampoco fue casual. La victoria del en esa ciudad del sur cordobés es considerada como un hito fundacional en el proceso de convertir al PRO en un partido nacional excediendo las fronteras de la ciudad de Buenos Aires.

“Creamos este ámbito multipartidario con el objeto de gestionar a favor de los municipios ante las autoridades provinciales y nacionales. No venimos a competir ni a disputar espacios con otros entes, sino a generar un ámbito alternativo de discusión, para canalizar políticas públicas”, dijo en su momento Frizza pero es innegable que una de las metas es competir con el Ente de Cooperación Reciproca de Municipios y Comunas. Este grupo, conocido como Foro de Intendentes Radicales, acaba de reelegir a Ramón Mestre como su titular.

A partir de la apertura del Festival de Doma, Frizza tendrá su período de fama. El desafío es trascender el rol de principal interlocutor de los referentes territoriales del macrismo y conseguir un lugar en la primera línea dirigencial de la provincia. En el caso de confirmarse la presencia de Mauricio Macri este proyecto avanzará un paso más.

 



Dejar respuesta