Scioli-Zannini eligen Córdoba para estrenar fórmula

Por Juan Pablo Carranza
[email protected]

2015-06-17_SCIOLI_webLa grey kirchnerista nacional tendrá su primer acto político en Córdoba tras la consagración de la formula Daniel Scioli-Carlos Zannini. Con la llegada del binomio oficialista, acompañado por un segmento de la corte del PJ nacional, el peronismo comienza con su lógico proceso de encolumnamiento detrás del tándem que conjuga las dos vertientes del modelo: paladares negros y justicialistas.
En su condición de candidato a gobernador, Eduardo Accastello será el principal anfitrión –y lógicamente el principal beneficiario- de la cumbre K en Forja, a la que se espera una importante concurrencia de gobernadores y dirigentes justicialistas de todo el país.
Será el debut de la fórmula Scioli-Zannini en el comienzo de su derrotero por la campaña electoral de cara a las PASO de agosto. Córdoba, el segundo distrito electoral del país, es una cabeza de playa más que expectable para este estreno.
El candidato a vicegobernador de Córdoba Podemos –el armado doméstico que incluye al FpV-, Cacho Buenaventura, será el encargado de abrir el atril de los oradores. Una cuestión netamente formal. Luego le sucederán los discursos con mayor peso específico y densidad de Accastello, Zannini y Scioli. Fundamentalmente son los últimos dos los generan gran expectativa.
Tras ser el encargado de supervisar la consigna de Cristina Fernández -“Unidos y Organizados”-, el secretario Legal y Técnico de la Presidencia estará nuevamente al frente de un auditorio cordobés. Será la primera vez que lo haga en su condición de candidato a vicepresidente.
Entre los confirmados al mitin se encuentra Eduardo Fellner, mandatario jujeño y presidente del PJ nacional. Se esperaba también la presencia del ex jefe de Gabinete, Jorge Milton Capitanich, y del exintendente de Rafaela, Omar Perotti, quien obtuvo un considerable tercer puesto en la elección santafesina.
Totalmente descartadas quedaron las participaciones de José Luis Gioja (San Juan) y Francisco “Paco” Pérez (Mendoza), recientemente sufrió un inconveniente de salud tas la elección en su provincia. El senador nacional por Santiago del Estero Gerardo Zamora desembarcará en Córdoba recién el viernes para intentar colonizar con su fe kirchnerista a dirigentes radicales del interior cordobés.

Campaña por la Gobernación
Puertas adentro de la provincia, la magnitud del evento se traduce en un fuerte espaldarazo a la candidatura de Accastello. A 11 días de las elecciones, mostrarse junto a la fórmula presidencial K y a los popes del PJ nacional le da un plus político al villamariense. Aunque las campañas también requieren de otro tipo de oxigenación.
Las encuestas señalan que el candidato de Córdoba Podemos estaría en una suerte de empate técnico con el aspirante de la Triple Alianza, Oscar Aguad. El norte que motiva la campaña de Accastello.
Alborotados, los kirchneristas locales buscarán lucirse en su calidad de anfitriones. La distribución de las ubicaciones en el escenario arrojará una foto de la geografía vincular interna de las tribus K cordobesas. Los agasajos serán demostraciones de devoción al tándem bendecido por la Casa Rosada; para luego, en caso de ser electo, aspirar al reconocimiento inherente a su participación en la jugada presidencial.

Campaña presidencial
La cruzada Córdoba es una empresa importante para la fórmula Scioli-Zannini. El escenario es la campaña electoral de Accastello, pero el telón de fondo es la aspiración presidencial del gobernador bonaerense.
El tercio conseguido por el kirchnerismo en Santa Fe y la derrota del PRO (celebrada por el oficialismo nacional), trasladaron la agenda política a Córdoba, donde el FpV busca salpicar con naranja sobre una provincia siempre renuente al kirchnerismo.
Que se replique un escenario similar al del 2011 no parece ser una opción. A diferencia de hace cuatro años, el peronismo cordobés mantendría firme sus listas a cargos naciones. La aspiración presidencial de José Manuel de la Sota al competir dentro del esquema UNA junto a Sergio Massa es el principal impedimento para que esto suceda.
Repetir el primer puesto en la provincia con un 34 ,94% del electorado como hace cuatro años asoma lejano. Además la figura de Mauricio Macri es la que parece imponerse de acuerdo con los sondeos de opinión como favorita en este, el segundo distrito electoral del país.
Los analistas del sciolismo entenderían que Córdoba puede ser un escenario permeable, en caso que Massa se imponga en la interna de UNA.
Además no es ingenua la elección del kirchnerismo para hacer su demostración de vocación unitaria. Este es el coto de uno de los adversarios a la Casa Rosada, quien siempre mantuvo una tirante relación con la Casa Rosada. Oportunamente, el gobernador mantiene por estos días su gira presidencial por la Capital Federal.