Enroque corto

Macristas contentos

2014-08-14PRO_webNadie puede negar el avance del macrismo en el tablero político. Tampoco se puede obviar la manera singular con la que lleva adelante su política. También es especial la forma en que moldea a sus jóvenes dirigentes. Veamos.

Periodista 1: El otro día vi un volante de la escuela de formación de dirigentes políticos del PRO que me llamó la atención.

Periodista 2: La verdad es que no vi nada, de qué se trata.

P 1: Invitaba a participar de un taller de entusiasmo coordinado por un filósofo.

P 2: ¿Qué?

P 1: Sí, como te lo digo, un taller de entusiasmo.

P 2: Ja ja ja, está bien porque después de tanta mala onda K está bueno que alguien piense en cambiar un poco la ola pesimista y negativa que da vueltas por la sociedad. ¿Pero qué significa participar de un taller de entusiasmo?

P 1: Bueno, yo no fui a participar, pero el volante decía que se trataban de actividades desarrolladas durante cuatro jueves en los que se comparten cuatro puntos diferentes pero a la vez complementarios: primero positividad inteligente, después entusiasmo y superación del melodrama, luego taller de escritura y por último ganas de vivir.

P 2: La verdad no sé si reirme o tomarlo en serio. Pero no hay dudas de que esto es la nueva política…

La encuesta de las PASO

Las encuestas son siempre motivo de comentarios. Ayer, el periodista y el macrista de Capital comentaron una.

Periodista: ¿Conoce la última encuesta de la consultora Sures? Imagino que sí, porque tiene buenas noticias para ustedes.

Macrista: No la conozco. ¿Usted me la puede mandar por email?

P.: ¿Se la leo? La tengo a mano.

M.: Por favor.

P.: Mauricio Macri es el precandidato a presidente más elegido en la ciudad de Córdoba con el 16%, seguido por José Manuel de la Sota con el 10%, Sergio Massa y Jorge Altamira con el 8% y Daniel Scioli y Florencio Randazzo con el 5%.

M.: Me gusta.

P. Lo imaginaba. De todos modos lo mejor de la encuesta es que ensaya las PASO de FAU, del kirchnerismo, del peronismo opositor y de la izquierda.

M.: Lo escucho.

P.: En el peronismo opositor, previsiblemente, De la Sota le gana a Adolfo Rodríguez Saá por 86% contra el 14. En FAU gana Elisa Carrió con el 59%, superando a los radicales Julio Cobos y Ernesto Sanz, que reunieron el 13% y el 6%, respectivamente, a Pino Solanas que sumó el 13% y al socialista Hermes Binner que llegó al 9%. En el kirchnerismo se impone Daniel Scioli con el 33%, seguido por Florencio Randazzo con 29%, Agustín Rossi con 11%, Aníbal Fernández con 8%, Sergio Uribarri con 6%, Juan Manuel Urtubey con 6%, Jorge Taiana con 3%; el saldo es de otros. Finalmente, en la izquierda Jorge Altamira (PO) supera a Alejandro Bodart (MST) por 61% a 31%. Más lejos quedó Nicolás Del Caño (PTS) con 8%.

 

Gill, ¿otra vez cerca de Accastello?

El diputado kirchnerista Martín Gill se mostró elogioso con el intendente de Villa María, Eduardo Accastello. Ciertamente, venían siendo acotados las referencias o actos públicos que compartían. El exrector de la Universidad de la localidad cabecera del Departamento General San Martín prefirió reforzar las giras por el interior con Nora Bedano o entrevistarse con un presidenciable diferente al de Accastello (el primero eligió a Florencio Randazzo, mientras el segundo buscó mostrarse cercano a Daniel Scioli). Todos hablaban que Gill había decidido tomar vuelo propio.

Periodista: Me generó una curiosidad las declaraciones de Gill a Radio Nacional de hoy (por ayer). ¿Tuvo oportunidad de escucharlas?

Asesor de Accastello: Si me refresca la memoria no me ofendo.

P: Gill manifestó que Accastello tiene toda la legitimidad para poder aspirar a ser candidato a gobernador.

AA: Accastello está lanzado. Ya recorre la provincia con el traje de candidato a la gobernación. Después del cimbronazo que provocó Carolina Scotto con su renuncia, el paño K quedó agitado.

P: Pero si no me equivoco, Accastello se postula como precandidato del Partido Justicialista.

AA: Sí, es así. Son reacomodamientos posteriores propios del impacto de una dimisión imprevista. Si el kirchnerismo estaba polarizado en Córdoba, imagínese ahora.  Los realineamientos no deben sorprenderlo de ahora en más.