Giacomino sale a recoger heridos que dejó Scotto

ilustra ambulancia kLa renuncia de Carolina Scotto a la banca de diputados que el Frente para la Victoria le había conseguido en octubre pasado -con no poca inversión publicitaria- ha dejado un espacio libre en el “progresismo Carta Abierta” cordobés.
Ya se viene escribiendo en estas páginas: la indefinición de candidatos pos Cristina a nivel nacional sumada a la falta de un referente de peso en el plano provincial volvió a provocar un estado de libanización en el kirchnerismo local, cosa que se ahondó con la noticia de la semana pasada.
La idea “Scotto candidata” ya sea para gobernadora, ya sea para intendente, generaba alguna esperanza, mínima, pero esperanza al fin, entre los dirigentes autóctonos alineados al gobierno central, porque entre todos ellos la exrectora era quien mejor medía en las encuestas. Pero la manera en que salió del Congreso parece haber cerrado del todo esa posibilidad. Hacia afuera, ahora es percibida como un fraude a la voluntad popular; hacia adentro, los propios kirchneristas andan enervado y la defenestraron públicamente vía redes sociales al saber de su decisión.
Daniel Giacomino parece haber leído ese contexto rápidamente y arrancó a recolectar heridos. A pesar de los importantes problemas de imagen pública que tiene (fundamentalmente percepción de falta de operatividad en su gestión municipal y ausencia de poder), empezó a moverse mirando la Municipalidad, con apariciones en los medios, tuits y reuniones.
Sabe que es el único dirigente en ese sector que tiene un nivel de conocimiento público cercano al 95% y eso, al margen de los fuertes problemas de imagen (percepción de poca operatividad en su gestión municipal y falta de poder), lo posiciona un paso adelante entre los dirigentes K de capital que pretendieran jugar por la Municipalidad.
Eso es relevante advertir porque está claro que si Giacomino tuviera alguna chance de pelear por el Palacio 6 de Julio, es necesariamente con una estructura política que lo soporte (llegó por el Frente Cívico en 2007, luego se peleó con Luis Juez) y la única a mano para él por ahora es el Frente por la Victoria. Hay que decir, además, que el FPV local no ha digerido mucho peronismo, cosa que a un no peronista como el ex intendente le quita un peso de encima.

Hacia afuera
Con afirmaciones ciertamente discutibles, los cercanos al diputado dicen que no solamente las cosas en el mundo K se les enderezaron para intentar “la utopía Giacomino 2015”, sino que el contexto político local no entorpece.
Aseguran que el momento particular que atraviesa el intendente de Ramón Mestre -tras las denuncias de corrupción y las semanas de conflictos de transporte- otorga margen al proyecto en calidad de opositor. Imaginan en 2015 a un Mestre débil y hasta probablemente tras una candidatura a gobernador para salvar la ropa (“siendo joven, es mejor perder para gobernador que hacer una gestión en capital y que la gente te rechace”). Eso -imaginan- también permitiría recolectar la adhesión de radicales enojados, “que no son pocos”.
La indefinición en el peronismo de capital es otro punto que se agrega en el análisis giacominista. Si José De la Sota planta internas en el PJ capital y deja afuera de la maquinita a Olga Riutort -la dirigente que más intención de voto tiene hoy- , las cosas se podrían abrir aun más, argumentan. A Riutort ya se la escuchó decir que no irá sola de nuevo, por tercera vez consecutiva.
Finalmente, suponen que si Luis Juez se subiera al round, habría una vía de crecimiento por polarización porque “se saben todas las miserias de Juez acá”. Y recuerdan el hecho de que la gran merma de poder que el senador sufrió fue generada cuando se decidió enfrentar al Suoem meses antes de las legislativas de 2009, colocándolo como causante de la gran cantidad de ingresos en la planta municipal.

Comunicaciones
Hasta el momento, Giacomino ha tenido dos tipos de intervenciones mediáticas recientes. Por un lado se muestra opositor a Mestre hincando sobre los puntos más controvertidos de la actual gestión: servicios públicos y conducta.
Por el otro, intenta mostrarse como cercano a la gente, en contraposición al actual estilo de gobierno. Ayer, por ejemplo, en el Día del Niño, salió a tuitear “recordando” obras para niños realizadas en 2009 con fotos alusivas. “Que lindos recuerdos, aquellas inauguraciones de los jardines maternales y salas de nivel inicial”; “Los jardines que hicimos recuerdo tienen 2 aulas, 2 baterías d baños, uno inclusivo y 1 sala de atención”, expresó a través de la red social.