Macristas ajustan borrador de candidatos municipales para 2015

Por Yanina Passero
[email protected]

p07-1La elección municipal de Marcos Juárez importa a los macristas por varios motivos señalados desde estas páginas. Dos de ellos serían inmediatamente funcionales a su objetivo general: el jefe de gobierno porteño con sueños presidenciales entiende que después de lograr una banca por Córdoba en el Congreso de la mano de Héctor Baldassi, para afianzar su presencia en el segundo distrito electoral en el país debe dar varios pasos concretos en la consolidación de las tareas de armado que ya llevan más de dos años.
Ganar la única elección del exiguo cronograma de 2014 sería central primero, para cantar victoria en la cara del gobernador José Manuel de la Sota. Segundo, para plantarse desde otra esfera menos improvisada en el momento de la verdad: 2015.
El candidato macrista, Pedro Dellarossa, asoma como favorito en las encuestas complicando el escenario para el PJ abandonado, para colmo, por la tradicional fuerza de la localidad de la pampa gringa, la Unión Vecinal. Las presunciones no hacen más que alimentar el ego de los macristas, quienes todavía no dejan de sorprenderse de lo abonado que resultó el territorio cordobés para su modelo de política. En este sentido, operadores del espacio con oficina en la Ciudad de Buenos Aires ya delinean los próximos pasos a seguir, mientras se cocina a fuego moderado la alianza entre el PRO y la UCR.
Como se sabe, los macristas abonan dos juegos paralelos. Por una parte, atienden su gen frentista. Por el otro, montan un armado propio y lanzan figuras que serán asociadas directamente con el partido amarillo. Una mixtura se observa en el nuevo plan del PRO que apostará fuerte, dicen desde el espacio, a las elecciones municipales y comunales que se desarrollarán a lo largo del año que viene.
Cierto es que los anuncios asociados a la gobernación o a la intendencia capitalina tardarán en llegar y dependerán de la evolución de las tratativas entre macristas y radicales. También, de la decisión de Ramón Mestre quien aún no oficializó si repetirá mandato o pegará el salto a la gobernación. Comprensible. El responsable del Palacio 6 de Julio especula con la determinación del Gobernador en el mismo sentido.

Favoritos
Mientras tanto, desde el PRO ya cuentan con un borrador de posibles lanzamientos o acuerdos en las principales localidades del interior provincial. Extender el potencial triunfo de Marcos Juárez al sur de la provincia encabeza las ambiciones del partido que se recostará, al menos en Río Cuarto, en el actual intendente Juan Jure, simpatizante de una alianza con los macristas.
En tanto, en Laboulaye, donde el macrismo logró un 14 por ciento de los votos en las legislativas de octubre de 2013, el joven empresario Mariano Proietti estaría prácticamente oficializado como candidato macrista para la intendencia. En La Carlota, localidad de la que es oriundo el presidente del partido Javier Pretto, apuestan a dos mujeres: Viviana Peluso y la expresidenta del Concejo Deliberante, Jackeline Ronge, durante la gestión del ahora legislador provincial, quien ya estaría haciendo campaña.
En localidades importantes como Villa María o San Francisco circulan varias alternativas. En la primera, analizan la posibilidad de construir un frente electoral con radicales y juecistas presuntamente liderados por Carlos Roffé, quien tiene trayectoria política en ambos partidos. En la ciudad que conduce Eduardo Accastello, habría candidato macrista. El elegido es Darío Capitani, concejal del bloque del Partido Villamariense que si bien tiene pocas chances de ocupar el principal despacho del municipio, a decir de los macristas, se estaría consolidando como el principal candidato opositor según marca sondeos locales.
La lista de candidatos continúa: Lucas Vilar en Deán Funes; el radical Carlos Gustavo Borgiattino en Río Primero; Juan Peirone en Río Tercero, hombre que seguramente generará polémica si el PRO quiere sumar la adhesión de los radicales; Jorge Rebecca en Villa General Belgrano, quien contaría con el apoyo de la UCR según fuentes del PRO. En breve, habría anuncios en Villa Dolores y Totoral.
Los movimientos seguirán y la danza de nombres probablemente no termine en lo que reste del año. Lo cierto es que existe una motivación que invita a los macristas a acelerar sus motores: están convencidos, aunque sin dar muchos fundamentos, que el peronismo perderá municipales importantes en el 2015.