Cuerpos que dibujan la escena



Por Gabriel Ábalos
[email protected]

“Corazón sueco, sangre finlandesa” en el Cine Club Universitario.
“Corazón sueco, sangre finlandesa” en el Cine Club Universitario.

Esta semana vuelve a levantar sus tiendas el festival La Menage. A partir del jueves y hasta el domingo, transcurrirán días de nuevas tendencias escénicas con eje en el movimiento, en la décima edición de este evento creado y dirigido por Marcelo Massa, con asiento en el Teatro Real. Coreografía, teatro danza y performance le dan forma a ocho propuestas que irán develando artistas de Buenos Aires y de Córdoba, dejando huella en la cartelera de esta semana. En paralelo con la programación escénica habrá oferta de seminarios sobre las disciplinas del movimiento.
El inicio del festival estará a cargo del centro de estudios Danza Viva que dirige Cristina Gómez Comini, a través de su Curso Anual de Perfeccionamiento y Práctica Escénica Para Bailarines (Cappeb), que presenta obras en las especialidades de danza neoclásica (Señoritas en azul) y contemporánea (La sostenido), en la sala Carlos Giménez.
El viernes, el público tomará contacto con Potosí, obra en la que Darío Martín Rodríguez y Cristian Setién danzan un relato sobre el poder, con coreografía y dirección del último. Este trabajo fue presentado como obra en proceso en Oldenburg y en Hannover, en 2007. Narciso y yo, dirigida por Magdalena Arnao, al igual que Anica, de Julieta Alicata y Félix San Martín, se verán en el marco del ciclo Nuevos Creadores. Y el sábado, Lucía Disalvo y Rakhal Herrero mostrarán Experimento D/H, un proyecto en el que priman “el cuerpo, la música y la complicidad de dos amigos, ante otros que miran”. Por su parte, Compañía Blick presentará su trabajo Cae la noche en Okinawa, que figura intermitentemente en la cartelera local, dirigida por Facundo Domíngues.
Para el cierre del domingo, White Ravens pondrá en escena Vive tus miedos, una muestra en clave de danza de esta acrobática compañía cordobesa que se presentó con éxito en la anterior edición de La Menage.

Tinajas de coplas

Su figura pequeña y solitaria, como entrevista en una panorámica de los Valles Calchaquíes, se amplió hasta un primer plano en 2004, luego de tocar el corazón del público coscoíno con una música que venía a través de ella, desde el fondo de la memoria popular. La salteña Mariana Carrizo había comenzado años atrás, de niña, su trayecto como cantora y preservadora de la tradición ancestral de la copla.
La presencia de Mariana se recorta nítidamente en la cartelera de este martes pos-feriado, trayendo a Córdoba su producción La Coplera, espectáculo unipersonal y multidisciplinario, con el que recorrerá gran parte del país, y en octubre y noviembre girará por Cuba, Bolivia, España, Francia, Alemania y Portugal. Poesía, animación, escultura y canto con caja transporta La Coplera, que contiene poemas y canciones del riojano Juan Arabel, y a los guitarristas Miguel Rivaynera y Gogui Barbosa, con fotografía y montaje audiovisual a cargo de Micol Metzner y Fidela Carrasco.
Esta noche, a las 21.30, en el Teatro del Libertador.